24h Madrid.

24h Madrid.

Comunidad se prepara para recomendar el uso de mascarillas debido a la disminución de casos durante dos semanas consecutivas

Comunidad se prepara para recomendar el uso de mascarillas debido a la disminución de casos durante dos semanas consecutivas

La Comunidad de Madrid ha informado hoy de que la incidencia de la gripe ha disminuido por segunda semana consecutiva, situándose en 81,3 casos por cada 100.000 habitantes. Además, el Gobierno regional está preparando una orden para que el uso de mascarillas deje de ser obligatorio en centros de salud y hospitales y pase a ser una recomendación.

La consejera de Sanidad de la Comunidad de Madrid, Fátima Matute, ha confirmado esta disminución en la incidencia de la gripe a través de un vídeo en redes sociales. En estos momentos, se registran 81,3 casos, frente a los 159 de la semana pasada y los 177 de la anterior.

Por tanto, el Gobierno regional está trabajando en una orden para cambiar la obligatoriedad del uso de mascarillas en centros de salud y hospitales. Esta medida se tomará siguiendo los criterios establecidos por el Ministerio de Sanidad.

A pesar de esto, la consejera ha querido subrayar que, según el departamento de Mónica García, no existía un estado de emergencia o alerta en cuanto a salud pública que justificara esta medida. Por lo tanto, la considera una medida "improvisada".

Matute ha defendido que la Comunidad de Madrid sigue educando en la responsabilidad y evitando alarmar a la población. Según la consejera, esta epidemia de gripe ha sido incluso menos grave que en años anteriores, ya que no se ha registrado un aumento en la mortalidad ni en la tasa de ingresos hospitalarios.

En relación con esto, ha destacado que el uso obligatorio de mascarillas no ha influido en la disminución de la tasa de incidencia de la gripe en la región. De hecho, esta tendencia ya se detectaba antes de que se implementara esta medida. Matute ha pedido que se tomen las medidas adecuadas para futuras epidemias de gripe, pero de manera planificada y sin causar alarma, ya que, según los datos, no había una emergencia sanitaria o una alerta en cuanto a salud pública. Esto es algo que los consejeros de sanidad ya comunicaron a la ministra.