24h Madrid.

24h Madrid.

Éxito de la Guardia Civil en la lucha contra el narcotráfico en Barajas: 4,5 toneladas de droga incautadas y 322 detenidos en seis meses.

Éxito de la Guardia Civil en la lucha contra el narcotráfico en Barajas: 4,5 toneladas de droga incautadas y 322 detenidos en seis meses.

La cocaína ha vuelto a ser la protagonista en las incautaciones de droga, con un total de 3,77 toneladas, seguida de la marihuana y MDMA, en una serie de operaciones realizadas por la Guardia Civil en el aeropuerto Adolfo Suárez Madrid-Barajas durante el primer semestre de 2024.

En este periodo, se llevó a cabo la detención de 322 personas que intentaban introducir sustancias estupefacientes en nuestro país, las cuales fueron puestas a disposición judicial por delitos contra la salud pública.

El aumento de más del 300% en las incautaciones de cocaína respecto al año anterior destaca como uno de los datos más relevantes del balance antidroga hasta junio, según ha informado la Comandancia de Madrid en un comunicado.

La Guardia Civil logró evitar que casi 4 toneladas de cocaína llegaran al mercado ilegal español, frustrando los planes de diversas redes de crimen organizado en el transporte de droga.

Además de la cocaína, se incautaron 207 kilogramos de marihuana, un 30% más que en 2023; 65 kilogramos de MDMA, un aumento del 72%; y 33 kilogramos de ayahuasca, la droga de origen vegetal con efectos alucinógenos.

La mayor parte de la droga confiscada en el aeropuerto procedía de Sudamérica, siendo las rutas desde Perú, Colombia y República Dominicana las principales para la cocaína, y desde México para el MDMA.

Los destinos de las sustancias estupefacientes incautadas incluían principalmente Madrid, Barcelona, el sur de la Península y otros países de la Unión Europea, tras hacer escala en Madrid-Barajas.

Más del 60% de la droga se transportaba en maletas o equipaje facturado, con métodos de ocultación sofisticados como doble fondo o en objetos cotidianos.

Los guardias civiles utilizan su experiencia operativa para detectar modificaciones en los envases y métodos de camuflaje de la droga, como adosarla al cuerpo o llevarla en el equipaje de mano.

Un 20% de los casos involucraban 'boleros', personas engañadas por redes criminales para transportar la droga en su organismo y expulsarla en destino, arriesgando su salud.

Operaciones como la 'Achiote', que permitió la incautación de 1.800 kilogramos de cocaína en especias para camuflarla, destacaron entre las intervenciones más importantes que llevaron a la detención de 235 hombres y 87 mujeres.