24h Madrid.

24h Madrid.

Madrid persiste en la recomendación del uso de mascarillas y critica a Sanidad por comunicar a través de canales no autorizados.

Madrid persiste en la recomendación del uso de mascarillas y critica a Sanidad por comunicar a través de canales no autorizados.

MADRID, 8 Ene. - La Comunidad de Madrid ha expresado su descontento con el Ministerio de Sanidad por adelantar propuestas y medidas a través de canales no oficiales en la reunión del Consejo Interterritorial del Sistema Nacional de Salud (CISNS). Esta situación se dio durante el debate sobre el uso de mascarillas ante el aumento de casos de virus respiratorios como el Covid, la gripe y el VRS. El Ministerio instó a las regiones a volver a hacer obligatorio el uso de mascarillas en centros sanitarios, sociosanitarios y farmacias.

En declaraciones a los medios, la consejera madrileña de Sanidad, Fátima Matute, hizo hincapié en que "todos los consejeros de Sanidad, excepto Cataluña", coincidieron en recomendar el uso responsable de mascarillas en los casos vigentes desde julio de 2023, es decir, en caso de síntomas y para personas especialmente vulnerables.

Ante la falta de consenso, la ministra de Sanidad, Mónica García, anunció que se les dio a las comunidades un plazo de 48 horas para recoger todas sus propuestas, como la posibilidad de ampliar las recomendaciones de uso de mascarillas en las farmacias.

La Comunidad de Madrid, sin embargo, ha decidido mantener las mismas recomendaciones que hasta ahora. Según Matute, se basan en el rigor científico y en los datos disponibles para proteger a la población. La recomendación en la comunidad incluye el uso de mascarillas en caso de síntomas de infección por virus respiratorio y para personas vulnerables como ancianos, inmunodeprimidos o niños. Además, se hace un llamamiento a la vacunación como medida preventiva.

Matute resaltó que la Comunidad de Madrid ha estado aplicando medidas desde hace más de dos meses, con la implementación del Plan de Invierno, y que la velocidad de contagio y la incidencia de la gripe han disminuido. Además, señaló que la epidemia de gripe se encuentra en niveles similares a los de antes de la pandemia de Covid-19, con 230 casos por cada 100.000 habitantes. Se espera que el pico máximo llegue esta semana, después de las fiestas de Reyes.

La consejera madrileña criticó que algunas de las medidas propuestas por el Ministerio no hayan sido comunicadas de manera oficial a las Comunidades Autónomas. Según Matute, la ministra de Sanidad convocó una reunión extraordinaria del Consejo Interterritorial del Sistema Nacional de Salud de manera improvisada y sin rigor científico. Además, lamentó que, 15 minutos después de iniciada la reunión, les llegaron las propuestas para debatir. Algunas de estas propuestas fueron conocidas a través de Twitter o medios de comunicación, lo cual consideran inadecuado para informar a los consejeros de Sanidad.