24h Madrid.

24h Madrid.

"Tecnología de vanguardia alerta sobre desperdicios mal acomodados"

Arranca en tres distritos, los del lote 6, Carabanchel, Usera y Villaverde

MADRID, 8 Abr.

Carabanchel, Usera y Villaverde estrenan un innovador sistema de vigilancia urbana con vehículos dotados de cámaras e inteligencia artificial, que tienen la capacidad de detectar residuos fuera de los contenedores de basura en las calles para alertar rápidamente a los servicios de limpieza, según explicó el delegado de Urbanismo, Medio Ambiente y Movilidad, Borja Carabante, desde el parque de limpieza de María Odiaga, en Carabanchel.

El principal objetivo de este proyecto, que es pionero en España, es reducir a la mitad el tiempo necesario para resolver incidencias de este tipo. Estos vehículos pueden cubrir todo su área de trabajo en aproximadamente dos horas, en contraste con las cinco horas que requería anteriormente un mando intermedio para realizar la misma ruta.

El uso de la inteligencia artificial en estos dispositivos permitirá registrar todas las incidencias relacionadas con residuos en las calles, desde pequeños desechos hasta muebles y enseres voluminosos. De esta manera, se libera al personal de inspección de tareas rutinarias y se agiliza la intervención en casos de residuos mal situados que puedan afectar la limpieza y movilidad en las zonas de Carabanchel, Usera y Villaverde.

El delegado Carabante resaltó la importancia de reducir el tiempo de respuesta a estas incidencias, dado que se realizan más de 2.000 actuaciones diarias en Villaverde, Carabanchel y Usera. Además de las recogidas de residuos abandonados, se notifican alrededor de 260 incidencias diarias por parte de los operarios de barrido manual a través de una aplicación móvil.

El innovador sistema implementado se basa en el uso de inteligencia artificial y cámaras para detectar residuos fuera de los contenedores. La empresa FCC Medio Ambiente, responsable del lote 6 del contrato de limpieza viaria en los distritos mencionados, ha sido la encargada de desarrollar este proyecto.

Una vez completada la fase de prueba, se espera que estos vehículos de inspección optimicen su capacidad de detección y resolución de incidencias en tiempo real. Además, el sistema se ajusta a las normativas de protección de datos, incorporando un programa que oculta automáticamente rostros y vehículos captados por las cámaras durante su recorrido.

Tras una fase piloto exitosa, estos 'vehículos espía' se integrarán próximamente en el servicio de limpieza viaria en Carabanchel, Usera y Villaverde. La agilidad en la tramitación de incidencias, la clasificación de información detallada y la generación de un registro digital permitirán mejorar la limpieza urbana en estos distritos.

El delegado Carabante enfatizó que este sistema permitirá una vigilancia más efectiva de las calles, reduciendo el tiempo de inspección y agilizando la asignación de recursos para la recogida de residuos. El Ayuntamiento de Madrid considerará la posibilidad de expandir esta iniciativa a los 21 distritos de la ciudad en función de los resultados obtenidos.

Desde el parque de limpieza María Odiaga, Carabante destacó la respuesta positiva de los vecinos a este nuevo sistema de vigilancia urbana. La implementación de tecnología avanzada en la gestión de residuos demuestra el compromiso del Ayuntamiento con el mantenimiento de un entorno limpio y sostenible en la capital.

En resumen, este proyecto innovador pretende revolucionar la forma en que se abordan las incidencias de residuos en las calles, mejorando la eficiencia del servicio de limpieza y promoviendo una mayor conciencia ambiental en la población madrileña.