24h Madrid.

24h Madrid.

Abogados Cristianos se oponen al levantamiento de la suspensión de exhumaciones en el Valle de los Caídos

Abogados Cristianos se oponen al levantamiento de la suspensión de exhumaciones en el Valle de los Caídos

La Fundación Española de Abogados Cristianos ha presentado un recurso contra la decisión de la Audiencia Nacional de levantar las medidas cautelares sobre las exhumaciones en el Valle de los Caídos, según ha informado Europa Press Abogados Cristianos.

Este recurso se produce después de que el juez Central Contencioso-Administrativo número 11 haya decidido levantar la suspensión cautelar de las exhumaciones, tras argumentar la Abogacía del Estado que la familiar de la persona que solicitó detener los trabajos no fue enterrada en la capilla donde actualmente se encuentran los forenses.

La organización de juristas ha actuado en nombre de la nieta de una de las pocas mujeres sepultadas en el Valle de los Caídos, quien fue fusilada en Madrid en 1936.

El Gobierno inició las labores de exhumación de las víctimas de la Guerra Civil en el Valle de Cuelgamuros en junio pasado. El 13 de marzo, el Tribunal Supremo autorizó las exhumaciones al rechazar el recurso presentado por la Fundación Francisco Franco, que era el último obstáculo para llevar a cabo las extracciones de los cadáveres.

En septiembre pasado, el Juzgado de lo Contencioso-Administrativo número 10 de Madrid anuló la licencia de obras otorgada por el Ayuntamiento de San Lorenzo de El Escorial para acceder a las criptas y proceder con la exhumación de los restos mortales de las víctimas del franquismo y la Guerra Civil.

Esta sentencia llegó después de que el Gobierno iniciara las labores de exhumación de las víctimas de la Guerra Civil en el Valle de Cuelgamuros, en cumplimiento de la Ley de Memoria Democrática.

La presidenta de Abogados Cristianos, Polonia Castellanos, ha afirmado que "Patrimonio Nacional y el Abogado del Estado están mintiendo, ya que existe un informe elaborado por el propio Ministerio de Justicia en 1990 que admite que no se puede saber con certeza la ubicación de los restos de cada fallecido".

Castellanos señala que "esto es otro ataque del Gobierno contra la libertad religiosa y el Valle de los Caídos, ya que el objetivo final es acabar con la cruz, que es la más grande del cristianismo".